El PP lleva a los tribunales la contratación del renting de los coches de la Policía Local

Posted on 18 Mayo, 2017 Under Noticias
  • Tras ver el expediente de contratación, los populares entienden que pudiera existir un posible delito de prevaricación administrativa por parte del intendente Kiko Rosas (C’s)
  • Pese a ser advertido en varias ocasiones del incumplimiento de los plazos y el tipo de coche, redactó un informe en el que aseguraba que “no procedía penalización”

Mijas, 18 de mayo de 2017. El Partido Popular de Mijas ha llevado a los juzgados la contratación del servicio de renting de los coches de la Policía Local del municipio. La edil Lourdes Burgos ha presentado una querella contra el intendente y jefe de la Policía Local, Kiko Rosas (C’s), por la comisión de un presunto delito de prevaricación administrativa a propósito de su intervención en este proceso de contratación como responsable del contrato de adjudicación de los citados vehículos.

Y es que, según obra en el expediente, Rosas fue advertido por escrito en reiteradas ocasiones del cumplimento del plazo de entrega de los vehículos así como de la tipología de los mismos. Sin embargo, éste emite un informe en el que asegura que “no procede la penalización”, lo que a juicio de los populares, y como reza en la denuncia que obra en poder de los juzgados de Fuengirola, supone “un intencionado y grave ataque a la legalidad administrativa”.

Igualmente, de la documentación visionada se desprende que pudiera haber un incumplimiento de los coches finalmente entregados y que están prestando servicio actualmente. En el expediente existe un informe de la Policía Local en el que solicita coches todocamino. Pero, finalmente y por decisión de Rosas, se contrataron todoterrenos.

Asimismo, la denuncia explica que los hechos denunciados suponen un “deterioro de la gestión pública ante el Ayuntamiento de Mijas, y en concreto, de la Policía Local  de Mijas, que ve como su jefe puede incumplir plazos a su antojo incumplir los plazos de entrega de los elementos materiales imprescindibles para el desarrollo de su trabajo en el mantenimiento de la seguridad pública”.

Este servicio fue contratado hace unos meses, de tal forma que, actualmente, la flota del cuerpo local de seguridad consta de doce vehículos patrulla así como cuatro todoterrenos a razón de algo más de 800.000 euros durante los 48 meses siguientes a la firma del contrato. Lo que el PP denuncia es la pasividad del intendente en los plazos de entrega así como el cambio de criterio repentino de elección de tipo de vehículos.