Mijas inicia otro curso escolar con aulas prefabricadas  

Posted on 11 septiembre, 2017 Under Noticias

El colegio Jardín Botánico empieza las clases con dos nuevas instalaciones provisionales y suman un total de diez aulas sin que la Junta prevea una solución para eliminarlas

El PP elevará una moción al Pleno para instar a la Junta a aceptar uno de los dos terrenos públicos de equipamiento en La Cala para hacer un colegio nuevo y acabar con la masificación

Mijas, 11 de septiembre de 2017. La vicepresidenta del Parlamento de Andalucía y diputada autonómica por el PP, Esperanza Oña, y la concejala del Grupo Municipal Popular, Carmen Márquez, han asistido al inicio del curso escolar en nuestro municipio en el único colegio de Mijas que sigue teniendo aulas prefabricadas. Se trata del colegio Jardín Botánico de La Cala, que no sólo sigue albergando infraestructuras provisionales para sus alumnos, sino que, para más inri, siguen sumándose debido a la pésima planificación educativa de la Junta de Andalucía.

“Ya son diez aulas prefabricadas las que tiene este centro. Dos más este curso. En vez de ir mejorando las cosas, se van a agravando. Mijas es el segundo municipio de la provincia de Málaga con más aulas prefabricadas, es decir, el segundo donde hay más niños resultan perjudicados por estas instalaciones que no deberían llevarse a cabo con la frecuencia en la que lo hace la Junta. Cada vez que hay un aula prefabricada en Andalucía es un fracaso del gobierno andaluz y un perjuicio para nuestros hijos”, destacó Oña.

En este sentido, la parlamentaria andaluza apuntó que en el colegio Jardín Botánico han iniciado hoy el curso un total de 459 de alumnos de los que la mitad, aproximadamente, reciben su educación reglada  en aulas prefabricadas. Un hecho que, en palabras de la diputada popular, “no es para sentirse orgulloso, sino todo lo contrario”.

Por ello, Oña avanzó que trabajará conjuntamente con el Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Mijas para trasladar esta situación al Parlamento de Andalucía a fin de que el Gobierno regional inicie los trámites para construir un nuevo colegio en La Cala y destierre. Esta, en opinión de los populares, sería la solución para acabar, de una vez, con la instalación de aulas prefabricadas o el uso de zonas comunes para creas más aulas, como ha ocurrido este curso en el colegio García del Olmo, en donde se ha eliminado la sala de usos múltiples para convertirla en dos nuevas aulas.

Por su parte, la edil Carmen Márquez informó de que el Grupo Municipal Popular mijeño elevará al próximo Pleno una moción para instar a la Junta de Andalucía a que acepte uno de los dos terrenos municipales de equipamiento que hay en La Cala para que construya en ellos el necesario colegio que dé servicio a la creciente población de La Cala y las urbanizaciones aledañas. Las parcelas se sitúan en el entorno del campo de fútbol Los Olivos y en la urbanización Calanova.

“Es triste que tengamos que estar mendigando a la Junta continuamente para que haga lo que debe, pero, como oposición, es nuestro deber apremiarles a que lo hagan si, como viene siendo habitual en nuestro municipio no atienden a tiempo el serio déficit de equipamientos escolares que arrastra. Por eso, como hicimos con el instituto de Las Lagunas, pediremos el apoyo de todos los grupos políticos de Mijas para llevar esta justa reclamación a Sevilla y nuestros parlamentarios harán lo propio allí”, comentó la concejala popular.

Como recordó Márquez, hace ya casi diez años que llegaron las primeras aulas prefabricadas al Jardín Botánico. En aquel momento eran dos y era, según la Junta, una solución provisional, “pero está claro que lo que empezó siendo provisional, se ha convertido en permanente”, como matizó.

La edil lamentó la “desidia y falta absoluta de previsión” de la Junta en este asunto, que sabiendo que La Cala es el núcleo urbano con más opciones de expansión demográfica . No en vano, en los últimos años se han expedido en la zona licencias de obras como para albergar a cerca de 1.000 nuevas familias “y no parece que la Junta prevea ninguna actuación para acabar con la masficiación de los cuatro centros de La Cala”.

Por último, Carmen Márquez destacó la implicación y la movilización espontánea de un importante grupo de padres de alumnos del centro a propósito de este asunto así como la recogida de firmas planteada por las AMPA del núcleo urbano caleño, que llevan ya varios meses recabando apoyos entre la ciudadanía para, precisamente, solicitar a la Junta de Andalucía que actúe de una vez en este núcleo urbano. Una acción que cuenta con el apoyo del PP y a la que los populares animan a todos los colectivos sociales, vecinales y políticos así como a particulares a sumarse.