C’s y PSOE adjudicaron la compra de las luces de Navidad semanas después de haber iniciado el montaje  

Posted on 2 enero, 2018 Under Noticias

La desastrosa gestión de las luces de Navidad de este año está tocando límites difícilmente concebibles como consecuencia de la fuerte crisis que atraviesa el equipo de gobierno

Los ornamentos luminosos se adjudicaron el pasado 26 de diciembre, cuando ya estaban compradas y montadas todas las luces que se pretendían adquirir con este procedimiento

Mijas, 2 de enero de 2018. Si alguien imaginara la forma peor de gestionar un concurso público, ni de lejos se le ocurriría nunca la manera en que lo ha hecho el gobierno tripartito de Mijas con la licitación de las luces de Navidad. Y eso que es un procedimiento que el Ayuntamiento organiza con soltura cada año. A la falta de previsión, la tardanza en iniciar el concurso –que quedó desierto- y la decisión in extremis de comprar luces, un 5 de diciembre, para instalarla, a toda prisa, antes del 24 de diciembre, ahora hay que añadir que éstas se compraron y colocaron sin un contrato firmado. Y es que, según reza en el perfil del contratante de la web municipal, no fue hasta el pasado 26 de diciembre cuando el Consistorio resolvió la adjudicación de este servicio.

El pasado 22 de septiembre, el tripartito sacó a concurso el servicio de alquiler e instalación de adornos luminosos. Pero sólo una empresa se presentó a la licitación y, encima, alegó durante la celebración de la mesa de contratación, el 8 de noviembre, que, debido a que el concurso ya de por sí se celebró tarde, le sería imposible cumplir con los plazos impuestos en el pliego (encendido del alumbrado el 1 de diciembre).

Así que, poco después, el 10 de noviembre, el tripartito inició un procedimiento de contratación negociado sin publicidad para tratar de contratar urgentemente a alguna de las empresas del sector. De hecho, invitaron a tres compañías del sector a este procedimiento y, de nuevo, sólo una, acudió a la llamada. Pero, en esta ocasión, el tripartito la rechazó por no reunir los criterios técnicos requeridos en dicho procedimiento. Así que, de nuevo, y por segunda vez, anuló el concurso el pasado 29 de noviembre.

Finalmente, viendo que el tiempo se les echaba encima, el tripartito optó por comprar las luces de Navidad y encargar su instalación a los operarios municipales, que hicieron un gran esfuerzo –pese a que no suelen hacerlo habitualmente y las instrucciones fueron precipitadas- por no dejar a los mijeños sin estos ornamentos en unas fechas tan señaladas. Así que publicó un nuevo procedimiento de contratación en el Boletín Oficial de la Provincia el pasado 5 de diciembre. El mismo tenía por objetivo comprar elementos lumínicos por valor de 238.150,81 euros, cuyo plazo de presentación de ofertas se extendió hasta el 13 de diciembre. Dicho procedimiento concluyó el pasado 26 de diciembre, con la adjudicación definitiva del servicio.

Para esta fecha, las calles de Mijas contaban ya con estos adornos luminosos. Por eso, cabe preguntarse si el equipo de gobierno actuó de forma irregular en este último paso al comprar e instalar unas luces que no se habían adjudicado formalmente. En este sentido, los populares ya estudian dicho extremo con su gabinete jurídico a fin de salvaguardar el correcto funcionamiento de los procesos administrativos de contratación del Consistorio, que no están funcionando últimamente como debieran.

De cualquier forma, estas circunstancias están poniendo de relieve los fuertes desencuentros que, prácticamente desde el inicio del mandato, sufren los concejales de Ciudadanos y PSOE. Una crisis interna que está afectando sobremanera a los asuntos municipales y que está desembocando en una profunda parálisis de la administración y un preocupante distanciamiento entre los mijeños y sus gobernantes, que parecen más preocupados de defender sus sillones y sueldos que de resolver los verdaderos problemas de los vecinos para los que trabajan.